Sucedió en la tarde de este lunes a la altura del puente colgante, por las altas temperaturas una familia decidió meterse en el río, donde no se contaba con seguridad de ningún tipo. Dos chicos debieron ser rescatados cuando eran arrastrados por la corriente.

De acuerdo a testigos en el lugar un menor de 9 años, Braian Emanuel Avila, se metió al río y comenzó a ser llevado por la correntada, inmediatamente su hermano de 19 años se arrojó para auxiliarlo y sufrió la misma suerte, aunque afortunadamente tres hombres que se hallaban en el lugar se arrojaron al río para rescatarlos.

Como consecuencia los dos menores y uno de los adultos fueron rapidamente trasladados al hospital.

Pedro Franco, director de Defensa Civil, recordó que «desde el día viernes venimos sosteniendo y recomendando a los vecinos disfrutar el día pero con mucha responsabilidad, porque no estamos habituados a este tipo de clima y esto trae sus consecuencias sino tomamos recaudos».

Debido al calor reinante ciento de familias se volcaron al mar lo que motivó que se dispusiera un servicio de guardavidas de emergencia, utilizando los rescursos humanos especializados del Natatorio municipal cubriedo la playa desde la zona de El Cristo hasta el payón municipal, en conjunto con Prefectura, Defensa Civil, Policía, etc.

Pero fue tan masiva la presencia de vecinos en el agua este lunes que desde el Municipio se estará ampliando este martes la cobertura en la marítima principalmente, cubriendo además Cabo Domingo y Punta Popper.

Al mismo tiempo recomendaron a los vecinos a adentrarse al agua en los sitios que cuenta con el servicio excepcional de guardavidas.



Compartir