Se trata de turbinas eólicas que forma parte del proyecto piloto que busca confirmar todos los estudios previos realizados en la zona, mediante un consorcio conformado por la Cooperativa Eléctrica y la Universidad Tierra del Fuego.

Uno de los ingenieros asesores, Daniel Pirillo, comentó sobre esta turbina de Cabo Domingo, “esta es una de las cuatro turbinas eólicas que se van a instalar en la provincia, y tiene una potencia de 30 kilovatios”, que se calculó alimentaría una veintena de conexiones domiciliarias.

Las otras tres turbinas de prueba serán emplazadas, “en Ushuaia en el campus de la UNTDF, el otro en paso fronterizo Radman suministrando energía a la Gendarmería y la cuarta en la zona de Almanza en el canal de Beagle”, destalló el ingeniero Pirillo.

“Van a estar siendo monitoreadas científicamente sobre la formación de hielo en las hélices y ver como incide ello en la generación, y asimismo poder confirmar un mapa de potencial eólico que tiene la Cooperativa diseñado desde hace cinco años”, detalló el ingeniero al presidente del Consejo de la Cooperativa, Santiago Barrientos, y a la gobernadora Rosana Bertone, quienes recorrieron este mediodía la zona del emprendimiento.

El potencial de generación en la zona de Cabo Domingo, donde se emplaza la actual turbina, sería el mejor de la isla, siendo ese el punto principal al que apuntaría la futura inversión de un parque eólico. “Este punto tiene un nivel de 0.6 que significa un 60% de tiempo de generación constante, mientras que en Europa y otros puntos del mundo donde esta tecnología se implementa el promedio es de 0.35 o sea un 35%, lo que habla de un alto potencial”, detalló el ingeniero.

Esos números ya fueron medidos con antenas con sensores colocados en esa zona, los que esperan ahora confirmarse con este proyecto piloto que incluso generará energía, la cual será conectada a un transformador en la línea que pasa por este sector aledaño a la ruta 3.



Compartir