La secretaria de Obras y Servicios Públicos del municipio de Río Grande, Gabriela Castillo confirmó que debido a la caída de gran cantidad de agua, “tuvimos una mayor cantidad de guardia de la que tenemos habitualmente”.

La Secretaria detalló que, “se trabajó fuertemente sobre domicilios que le habían ingresado agua y en descomprimir algunas redes”.

Además, “se trabajó en la costa, en la salida de los ramales de los pluviales para poder garantizar que tengamos mayor evacuación”.

La funcionaria aseguró que, “ha habido un buen drenaje de la ciudad, la red de pluviales funcionó”, pero advirtió que la cantidad de agua, “tardó en descomprimir”.

Si bien la ciudad amaneció con poca agua, Castillo dijo que “aún trabajamos en algunas arterias donde tenemos que aliviar la red de desagote de pluvial y cloacas”, además “hay máquinas trabajando en el mejoramiento de calles”.

 

Compartir