Al momento de los discursos en uno de los actos, la gobernadora habló de la obra de la planta potabilizadora y de que “no busco dividir la ciudad sino el desarrollo, en conjunto de la provincia”, en un disparo por elevación en la polémica por la municipalización de la margen sur. Tras el acto Melella estalló ante los micrófonos.

Bertone a la hora de los discursos agradeció a la Nación por el apoyo en obras de infraestructura, y en particular por la de la planta potabilizadora que “en un 97% se está por inaugurar”, señaló.

Inmediatamente concluido el acto la comitiva oficial se retiró y el intendente de la ciudad quedó mascullando bronca, señalando, “lamento que la gobernadora no haya resaltado que la planta potabilizadora para los riograndenses, se reactivó la obra gracias a los fondos de la municipalidad porque estaban paralizados los fondos del Fideicomiso Austral”.

“Lástima que la gobernadora no dijo que el Fideicomiso le debe a la ciudad 60 millones de pesos”, agregó, diciendo, “la obra se va a terminar gracias a los pagos de la ciudad de Río Grande, es cierto que se financia con el Fideicomiso Austral pero nadie lo dice, ninguno de los que forma parte del Fideicomiso, que la obra se paralizó por esa falta de fondos”.

Es una lástima que la verdad no se diga completa”, dijo Melella evidentemente contrariado con lo que el discurso,

Municipalización
En cuanto a la municipalización de la margen sur, donde se desarrollaron los actos, y en una evidente mención que hizo Bertone de ese proyecto ahora de tono oficialista al asegurare “no busco dividir la ciudad”, Melella respondió, “no no voy a entrar en el debate no es el momento ni lo que corresponde, es mentira que crear un municipio van a llegar más recursos, van a llegar mas recursos a la estructura del Estado, en esta parte de la ciudad el 70% de los vecinos no pagan impuestos y de que vive un municipio”, terminó preguntándose.



Compartir